Hoy abierto: 09:00-21:00
Mañana abierto: 09:00-15:00

Consejos para evitar quemaduras solares

Tiempo de lectura 2 min.
Consejos para evitar quemaduras solares

30 Junio 2021

El sol te aporta bienestar y ayuda a tu estado de ánimo. Pero la exposición excesiva y la falta de protección solar adecuada pueden suponer quemaduras en tu piel y otras complicaciones para tu salud, como mayores posibilidades de sufrir un cáncer de piel y también un envejecimiento prematuro.

Para evitarlo, lo mejor es prevenir poniendo en práctica consejos que te ayudan a cuidar tu piel ante los efectos del sol.

CONSEJOS PARA EVITAR QUEMADURAS SOLARES

1. Modera la exposición solar

Para prevenir quemaduras solares es muy importante moderar la exposición al sol. Si te gusta disfrutar del verano e ir a la piscina o la playa, procura no hacerlo al mediodía (de 12 de la mañana a 6 de la tarde), que es cuando la luz del sol es más fuerte.

Además, busca un lugar con sombra y evita la exposición directa. Y si no, siempre puedes llevar la sombrilla para asegurar tu espacio protegido del sol.

Consejos para evitar quemaduras solares

2. Aplícate protector con un elevado factor de protección y a prueba de agua

El uso del fotoprotector debe ser diario, también en los días que está nublado. Aplícalo media hora antes de la exposición, para que la piel lo absorba correctamente. Si vas a la playa o la piscina, no te olvides de aplicártelo de nuevo cada dos horas y después de bañarte.

La aplicación debe realizarse de manera uniforme, poniéndote una cantidad generosa, en toda la zona que estará expuesta al sol, incluyendo la nariz, las orejas, el cuello y los labios. Las personas con poco pelo o pelo muy corto deben extremar la precaución y aplicar protector en el cuero cabelludo y cubrirse la cabeza.

3. Lleva ropa suelta que cubra los brazos y las piernas

Llena tu armario con ropa suelta, que cubra la mayor parte del cuerpo y sea lo más opaca posible. Y es que, cuánto más transparente, más dejará pasar los rayos del sol.

Ponte un sombrero de alas anchas, que cubran el cuello, las orejas, los ojos y el cuero cabelludo, y unas gafas de sol que protejan tus ojos.

Consejos para evitar las quemaduras solares

Además, no te olvides de la hidratación, especialmente en esta temporada que se caracteriza por la alta incidencia de radiación solar y temperaturas elevadas. Al beber agua, ayudas a que tu piel permanezca suave e hidratada para afrontar la exposición al sol.

Las frutas de temporada también pueden ser una buena fuente de agua. Incorpora a tu dieta alimentos como el melón, la sandía o el melocotón.

PROTEGER A LOS MÁS PEQUEÑOS

Si tienes niños en casa, protégelos del sol desde bien pequeños. Cuando son menores de seis meses, no se aconseja que se expongan al sol. A partir de esa edad, pueden exponerse a los rayos ultravioletas con moderación, siempre utilizando loción con un factor de protección solar adecuado para ellos de 50 + que habrá que aplicar cada hora y media, para prevenir riesgos.

Para los niños, igual que para los adultos, es recomendable cubrirse con sombrillas, ropa, gorro y gafas especiales con protección UV.
 

Mantén estas recomendaciones recordando que la fotoprotección es un hábito que debes seguir todo el año. Para elegir el mejor producto para tu tipo de piel, sigue el consejo de tu farmacéutico, y que el sol no estropee tu verano.