Hoy abierto: 08:00-21:00
Mañana abierto: 08:00-21:00

Vacunas. Qué son y cómo se desarrollan

Vacunas. Qué son y cómo se desarrollan

4 Febrero 2021

Las últimas semanas, a consecuencia de la COVID-19, no paramos de oír hablar de vacunas, su inoculación, conservación y grado de protección frente a la enfermedad. Pero, realmente ¿sabemos qué es una vacuna?

Una vacuna es un tratamiento que pretende generar inmunidad del organismo contra una enfermedad. Es decir, las vacunas entrenan al sistema inmune para que reconozca un virus u otro patógeno y se proteja de él. De este modo, si finalmente tu organismo se enfrenta a él, no se infecte o de hacerlo no desarrolle la enfermedad que se deriva, o lo haga de una manera muy leve.

Con las vacunas, el cuerpo memoriza ese virus o patógeno catalogándolo, para que el sistema inmune sea capaz de crear anticuerpos específicos.

¿QUÉ TIPO DE VACUNAS EXISTEN?

  • Vacunas de virus atenuadas; la vacuna contiene el propio virus "dormido", sin capacidad de reproducirse o producir realmente una infección.
  • Vacunas inactivadas; la vacuna contiene un fragmento del virus, no el virus entero.
  • Vacunas de subunidades (vacunas proteicas); la vacuna contiene proteínas del virus, fragmentos mucho más pequeños que en el tipo de vacuna anterior.
  • Vacunas de vectores víricos; inyectan virus con material genético para fabricar proteínas del virus del que te estás protegiendo.
  • Vacunas de ADN o ARN, contienen sólo material genético, es decir, las instrucciones para que las células fabriquen proteínas como las del virus y que el sistema inmune las reconozca.

Vacunas. Qué son y cómo se desarrollan.

DESARROLLO DE UNA VACUNA

El desarrollo de una vacuna nueva habitualmente es un proceso que dura muchos años, un promedio más de 15 años.

En este proceso se incluyen fases diversas. Previamente al desarrollo, está siempre el diseño y la realización de estudios preclínicos durante años. Son la base para el desarrollo de una vacuna.

Después, durante 2-4 años se realizan estudios para evaluar la posible toxicidad en modelos animales o biológicos. Superados, se empiezan los estudios clínicos. Son imprescindibles en todo proceso de aprobación de un fármaco para uso humano.

Los estudios clínicos tienen normalmente 3 fases y pueden durar las tres entre 6-7 años. Los estudios son presentados entonces a las agencias reguladoras. Son organismos independientes que evalúan la seguridad y efectividad de los estudios para aprobar su uso en humanos y la producción y distribución a gran escala.

VACUNA DE LA COVID-19

En el caso de la vacuna contra el virus SARS-CoV-2, responsable de la COVID-19, estas fases se han hecho en un tiempo récord: 10 meses. Un reto que ha sido posible por la unión del trabajo y esfuerzo de científicos de todo el mundo para dar respuesta a una emergencia también mundial, además de otros factores.

¿Qué ha hecho posible acelerar este proceso?

  • La existencia de muchos estudios preclínicos y de toxicidad sobre otros coronavirus.
  • Se han evaluado en paralelo las diferentes fases, en lugar de esperar a hacer en orden cronológico.
  • El gran volumen de voluntarios y muestra para las diferentes fases. El hecho de que sea una pandemia mundial ha facilitado que tenga un alcance mayor y siendo más fácil encontrar voluntarios y hacer seguimientos a gran escala de la enfermedad.
  • La producción se inició mientras se evaluaba por las agencias reguladoras, para facilitar que una vez aprobadas tuvieran las unidades ya preparadas.

Actualmente hay 169 vacunas en desarrollo contra la COVID-19, y 26 en fase de ensayo clínico en humanos.

Aprobadas (a fecha de 28.01.2021) hay 2, ambas son del tipo de vacuna que contienen ARN mensajero y se aprobaron a finales de 2020 en Europa.

El ARN mensajero, estas instrucciones para que las células fabriquen proteínas como las del virus, es muy delicado e inestable, es por eso que estas vacunas necesitan que se conserven a temperaturas muy bajas (-15 - 80ºC).

Los programas de vacunación en el Estado contra la COVID-19 ya han comenzado con las dos vacunas, se puede seguir su evolución desde la página del Ministerio.

Si tienes dudas sobre cualquier vacuna, siempre acude a tu farmacéutico, él te puede informar. ¡Sigue su consejo!